domingo, 6 de marzo de 2011

Perdida en la oscuridad de la noche...

Iba paseando sola y pensando en su amor prohibido,en cómo sucedería ese encuentro entre ellos dos,ese encuentro deseado sobre todo por una parte,por su parte, porque no había nada más importante en su vida que él.

A medida que sus pasos recorrían la ciudad de una manera suave y uniforme, Julia se sentó en un banco para mirar frente al mar esa mirada perdida y a su vez penetrante,
se sentía vacía sin sus besos, sin sus caricias,pero no podía hacer nada,él tenía pareja y estaba dispuesto a casarse con ella. Julia no hacia mas que recordar su última conversación, sus besos rotos, y su despedida.

Entonces cuando se dispuso a levantarse como si nada la deparase al llegar a casa,se dio cuenta que esa misma noche se sentía perdida entre la oscuridad de las tinieblas y la rebeldía del presente enfrentado con su futuro mas odiado.

1 comentario: